CIUDAD DE MÉXICO.- El presidente electo anunció que presentará una iniciativa de Ley de Confianza y Responsabilidad Ciudadana, con la cual buscará que los mexicanos sean responsables y trabajen junto con el gobierno en el combate a la corrupción.

En un vídeo difundido en sus redes sociales, el político tabasqueño explicó que el futuro consejero jurídico, Julio Scherer Ibarra, trabaja en una iniciativa de ley sobre confianza ciudadana con la que, entre otros puntos, se suspenderá la vigilancia y la fiscalización a establecimientos comerciales, mercantiles y de servicios.

“Ya no habrá fiscalización a los consultorios, empresas, talleres… ya no habrá inspectores del gobierno federal de salud, del medio ambiente… se suspenden. Todos los ciudadanos van a actuar de manera responsable”, aseveró.

Explicó que, de esta manera, los dueños de los establecimientos sólo tendrán como obligación inscribirse en un padrón (por Internet) y cada dueño manifestarán bajo protesta que conocen las leyes, los reglamentos y sus obligaciones y actuará de manera responsable.

De acuerdo con López Obrador, esto no eximirá a los establecimientos de ser inspeccionados, ya que cada seis meses se realizará un sorteo en el que del universo de registros se seleccionará un porcentaje para ser revisado por inspectores e incluso representantes de la Cámara de Comercio, entre otras autoridades.

De esta manera, quien cumpla con sus responsabilidades se le entregará un reconocimiento por ser un ciudadano responsable y su nombre se va a publicar en el Diario Oficial de la Federación, de lo contrario se hará acreedor a que cada 6 meses, en automático, sea revisado y se aplicarán las sanciones que establecen las leyes.

“No permitiré la corrupción de nadie. Que se acabe el huachicoleo arriba y abajo. Esto tiene que ver con la confianza que se le dé a los ciudadanos y con el compromiso de todos de portarnos bien”, aseveró.

Ante la incertidumbre sobre qué pasará con los inspectores del Gobierno federal, el presidente electo aclaró que no habrá despidos, sino por el contrario, que éstos serán reasignados a otras labores “pues hay mucho trabajo”.

López Obrador aclaró que en días próximos entregará el proyecto a legisladores para que lo revisen y esté listo para ser presentado el 1 de diciembre, tras tomar protesta como presidente, los presente “para que la cámara que corresponda lo analice, debate y se apruebe en su caso. Si se aprueba espero que se asuman los gobiernos locales”.

 

 

Excelsior