Por Jorge Morán

Pese a la incertidumbre que se ha generado durante los últimos días, el sector empresarial de Baja California confía en que el próximo gobierno federal, encabezado por Andrés Manuel López Obrador, cumpla con la promesa de disminuir el IVA e ISR al 8% en la franja fronteriza del país a partir del próximo año.

El presidente de la Cámara Nacional de Comercio (CANACO) en Mexicali, Juan Ramón López Naranjo, considera que la reducción de los impuestos en la frontera es un tema “casi confirmado” que simplemente se encuentra a la espera de la toma de protesta de López Obrador este 1 de diciembre para ser turnado al Congreso de la Unión.

“No es una situación de problema de Cámaras, yo creo que es una situación simplemente de decisión de López Obrador y en ese sentido nosotros confiamos en que si se dé y no tener esta incertidumbre que al día de hoy ha causado una mayor confusión”.

Comentó que los agremiados esperan que la única complicación que pudieran tener los sea ver cómo programar el presupuesto de ingresos para 2019 pero que al final del día la medida pueda aplicarse y permita iniciar el año sin sobresaltos.

Por su parte Federico Díaz Gallego, presidente del Consejo Coordinador Empresarial (CCE), se expresó totalmente seguro de que la disminución será una realidad, debido al peso que dicho compromiso representa hacia la sociedad.

“De que lo van a hacer lo van a hacer, no puede arriesgarse ahorita el señor presidente electo a no cumplir una promesa tan fuerte de campaña que tanta publicidad le ha hecho, yo no dudo en que lo vayan a hacer”. Manifestó.

No obstante, aseguró que si bien los impuestos en un 8% generarán beneficios para los estados de la frontera norte de México, estos no serán tan grandes como el próximo gobierno federal lo ha dado a entender.