Por Jorge Morán

El área de alojamiento para adultos varones del Instituto Nacional de Migración (INAMI) sufrió pérdidas totales tras el intento de motín que se llevó a cabo durante la tarde de este miércoles en las instalaciones del organismo que se encuentran en la Zona Centro de la ciudad.

El delegado local del INAMI en Mexicali, Luis Humberto López Torres Coto, detalló que el incidente se suscitó cuando una parte de las personas alojadas en el inmueble comenzaron a provocar desorden, llegando a quemar algunos de los colchones del área.

“El motivo del motín era para distraer la atención de los agentes de seguridad y del agente de migración que estaba comisionado, para perforar el techo y fugarse de la estación”, explicó.

Fueron un total de 24 personas las que se encontraban en el área de alojamiento, tres de origen guatemalteco y el resto de nacionalidad hondureña, entre ellos tres menores de edad.

“Trece de ellos habían sido asegurados el lunes 7 de enero en la colonia Pueblo Nuevo derivado de una denuncia anónima en donde se les señalaba de estar consumiendo droga en la vía pública y además causando desorden”, agregó el delegado.

Fue tras la participación de agentes de los tres niveles de gobierno y elementos del Ejército que la situación pudo ser controlada con un saldo blanco.

Los responsables fueron llevados a la ciudad de Tijuana donde serán deportados a sus países de origen de acuerdo a la disposición de las autoridades, pues será interpuesta una denuncia por los daños ocasionados en el edificio federal.