Tu portal de

Noticias en Línea

Mexicali BC:

Noticias
de Ultimo Momento

Ojos que no ven…


Eduardo Navarro González

La delegación de la Secretaría de Desarrollo Social del Gobierno federal informó recientemente de la existencia de “un poco más de un millón de personas” que viven en condiciones de pobreza en Baja California, de las cuales “cerca” de 95 mil están en situación de pobreza extrema, es decir, que no alcanzan un ingreso diario de 80 pesos, que es el salario mínimo…

Esas decenas de miles pobres vienen de lugares donde no hay manera de sobrevivir: Oaxaca, Guerrero, Chiapas, etc., y de otras partes de América y Europa porque no tienen en sus lugares de origen opciones que les permitan vivir dignamente ya sea por falta de trabajo, por miedo a la delincuencia o el terror político, como ocurre en Venezuela…

En torno a la pobreza en México –que es creciente– hay que recordar que en enero de este año en la revista Forbes se publicó que “mejorar el ingreso de los mexicanos es la única salida que académicos, activistas y el propio Consejo Nacional para la Evaluación de la Política Social (CONEVAL), ven para que los 55 millones de pobres que hay en el país superen su condición, por encima incluso del aumento de cobertura de los programas sociales”…

Bueno, pues a más de medio año de ese razonamiento y casi en el ocaso de la administración federal que le apostó a las reformas estructurales para supuestamente mejorar sustancialmente las oportunidades y la calidad de vida de los mexicanos, se observa con desilusión que nada ni nadie podrá hacer cambiar las políticas federales que permitan dar un giro a la decadente situación socio-económica mexicana que registra sus más severos “coletazos” en los pobres.

Ni siquiera tuvo suerte la propuesta de reforma fiscal que muy recientemente hizo el sector patronal al Gobierno federal para fomentar el empleo y el bienestar social, impulsar la inversión, fortalecer los ingresos tributarios, ofrecer certidumbre jurídica a los contribuyentes; concretar la simplificación fiscal e incrementar la formalidad. No señor…

El secretario de Hacienda, José Antonio Meade, sin revisar a detalle la propuesta patronal, el mismo día respondió a la prensa que no habría cambio a la política fiscal porque el marco tributario actual da certeza y ha permitido a México sortear con éxito los vaivenes e incertidumbre mundial, así que descartó posibles modificaciones que pide el sector privado…

Esas son las realidades que nos rodean: Pobres que se multiplican y pasan a ser más pobres; programas sociales que quedan “cortos” ante tanta pobreza; propuestas del sector privado para mejorar la economía de las familias de los trabajadores que se invalidan sin ser debidamente revisadas y cerrazón del Gobierno federal a cambiar su política fiscal en medio de un sinuoso y complicado camino para renegociar el Tratado de Libre Comercio entre México, Canadá y Trump (no Estados Unidos), del que dependen millones de empleos…

Quizá lo mejor sea que los gobiernos locales y la iniciativa privada de Baja California sigan su ruta de gestión y promoción de nuevas inversiones en nuestro Estado; que se siga privilegiando la multiplicación de empleos porque se dice y bien que en Baja California no trabaja el que no quiere y por otra parte, seguir fortaleciendo las políticas locales humanitarias para estas corrientes migratorias que llegan de todas partes del mundo, además de los repatriados que por cientos expulsa el gobierno trumpista. Eso sí se ve y se siente, porque por lo demás en el Gobierno federal ojos que no ven… ¿Usted qué opina?

Fecha de publicación: 08-08-2017


Comentarios:


Otras noticias:

<