Con la finalidad de prevenir la comisión de delitos al interior del Hospital Materno Infantil de Mexicali y salvaguardar la integridad tanto de sus pacientes como de sus trabajadores, la Secretaría de Salud del Estado capacitó al personal de seguridad de esta institución para brindar un servicio de calidad.

En días pasados, el personal de seguridad fue actualizado en diversos temas relacionados con la atención de puntos medulares en un nosocomio, como son identificar detalles que puedan delatar la intención de alterar el orden o de cometer algún delito, así como la posibilidad de presentarse bajo los influjos del alcohol o alguna droga.

De igual forma, al personal se le enseñó a interactuar de forma respetuosa y amable con los derechohabientes para reducir una mala percepción de las funciones de los vigilantes.

La entrevista acertada, solicitud y revisión de documentos, lograr que se respeten los protocolos de seguridad internos y externos, saber canalizar a los usuarios con los servidores públicos que pueden resolver sus inquietudes, son algunas de las habilidades en las que se debe poner énfasis.

De la misma manera, el protocolo de actuación en casos de emergencias, el uso correcto de los equipos de comunicación y el conocimiento del lenguaje fonético con claves, fueron temas abordados.

Por lo tanto el Sector Salud hizo un llamado a los usuarios para acatar las indicaciones del personal de vigilancia, pues ello repercute directamente en su seguridad y la de sus familiares.

A continuación se presentan las normas básicas del Hospital Materno Infantil:

  • No hacerse acompañar de infantes.
  • El uso de aparatos de telefonía celular están restringidos en el interior del nosocomio.
  • Cuando exista la necesidad de contestar o llamar a alguien, se pide hacerlo fuera las instalaciones.
  • Por ningún motivo se permite que se tomen videos o fotos de las instalaciones, personales y pacientes.
  • La identificación de personal, pacientes y familiares, es fundamental al momento de ingresar al nosocomio. Deben mostrar su gafete o credencial oficial.
  • Quien altere el orden será puesto a disposición de las autoridades.
  • Respetar el protocolo de vestimenta que se aplica a cada área.
  • Acceder a la revisión de pañaleras o bolsos cuando así se le solicite.
  • Se negará el acceso a personas bajo el influjo del alcohol o drogas.
  • Se pondrá a disposición de las autoridades a quien dañe las instalaciones públicas.
  • No se permite el ingreso de arreglos florales y regalos.