Biden ‘blinda’ frontera con México: enviará 1,500 soldados para contener a migrantes

by linaresvillamild@gmail.com
0 comentario

El gobierno de Joe Biden enviará mil 500 soldados a la frontera entre Estados Unidos y México en medio de un aumento esperado de migrantes tras el fin de las restricciones de la era pandémica, según cuatro funcionarios de la administración.

El personal militar hará la entrada de datos, el apoyo al almacén y otras tareas administrativas para que la Oficina de Aduanas y Protección Fronteriza de los Estados Unidos pueda concentrarse en el trabajo de campo, dijeron los funcionarios. Las tropas no harán trabajo de aplicación de la ley y serán enviadas durante aproximadamente 90 días, aunque su presencia puede extenderse si es necesario. Los funcionarios no estaban autorizados a hablar públicamente sobre la solicitud porque aún no había sido aprobada y hablaron con The Associated Press bajo condición de anonimato. No estaba claro cuándo serían desplegados.

Las restricciones de COVID-19 permitieron a los funcionarios estadounidenses rechazar a decenas de miles de migrantes que cruzan la frontera sur, pero esas restricciones se levantarán el 11 de mayo y los funcionarios fronterizos se están preparando para un aumento esperado de migrantes. Incluso en medio de las restricciones, la administración ha visto un número récord de personas que cruzan la frontera entre Estados Unidos y México y el presidente Joe Biden ha respondido tomando medidas enérgicas contra quienes cruzan ilegalmente y creando nuevas vías destinadas a ofrecer alternativas a un viaje peligroso y a menudo mortal.

Las acciones de Biden siguen movimientos similares del ex presidente Donald Trump, quien desplegó tropas en servicio activo en la frontera para ayudar al personal de la patrulla fronteriza a procesar grandes caravanas de migrantes, además de las fuerzas de la Guardia Nacional que ya estaban trabajando en esa capacidad. Ya hay aproximadamente 2 mil 700 miembros de la Guardia Nacional en la frontera ahora.


La decisión es otra línea de defensa en un esfuerzo por manejar el hacinamiento y otros posibles problemas que podrían surgir a medida que los funcionarios fronterizos se alejan de las restricciones de COVID-19. La semana pasada, los funcionarios de la administración anunciaron que trabajarían para evaluar rápidamente a los migrantes que buscan asilo en la frontera, deportar rápidamente a aquellos que se considere que no están calificados y penalizar a las personas que cruzan ilegalmente a los Estados Unidos o ilegalmente a través de otro país en su camino a la frontera de los Estados Unidos.

También abrirán centros fuera de los Estados Unidos para que las personas que huyen de la violencia y la pobreza soliciten volar legalmente y establecerse en los Estados Unidos, España o Canadá. Los primeros centros de procesamiento se abrirán en Guatemala y Colombia, y se espera que otros le sigan.

Con información de AP y El Financiero

You may also like

Sobre Nosotros

Promover una comunidad informada, critica, participativa, educada, colaborativa y empoderada, para que seamos responsables de nuestra propia calidad de vida asumiendo un rol activo en el acontecer público.

Newsletter

Últimas noticias

@2024 – Todos los derechos reservados.