CIUDAD DE MÉXICO (proceso.com.mx).- José Ramón Amieva, jefe de gobierno capitalino reconoció que “existió un error humano”, ante el colapso de la plaza Artz Pedregal.

Al término de la ceremonia de entrega – recepción del predio ubicado en Paz Montes de Oca 93, de la colonia General Anaya, tras la conclusión de los trabajos de demolición del inmueble afectado por el sismo del 19-S, Amieva abordó el derrumbe del centro comercial y dijo que se indagan tres alcances.

El primero, dijo, se refiere a los permisos de construcción en la parte de la plaza colapsada.

En segundo termino, explicó Amieva se indaga cuáles son las causas del colapso. “Se han dado a conocer algunas versiones que apuntan a un exceso de carga, a un exceso de peso en la estructura”.

El tercer alcance referente a que “aquí existió un error humano”, dijo.

Por separado, se dio a conocer que el 15 de julio concluirán las tareas de retiro de escombros tras el colapso registrado en la plaza Artz Pedregal y sería el lunes cuando la lateral de Periférico sería reabierta a los automovilistas.

Mediante un comunicado, el gobierno capitalino informó que los trabajos de remoción de escombros presentan un avance de más de 90%,y se instala un tapial en dicho inmueble, pero este domingo permanecerá cerrada la lateral de Periférico y el acceso peatonal a dicho centro comercial.

La afectación vial y peatonal tras el derrumbe parcial de la plaza afecta desde Camino a Santa Teresa hasta el edificio de la Policía Federal situado al sur de la capital.

“Con respecto a los trabajos en la estructura colapsada, asegurarán la viga con estrobos, cortarán con equipo de oxicorte la mitad de la misma y contendrán la caída o deslizamiento de material con una retroexcavadora”, afirma el mismo comunicado.

Proceso