Por Francisco Garfias

Los morenos no se la pudieron “meter doblada” (el copyright es de Paco Ignacio Taibo II) a sus “camaradas” de la oposición en la Cámara de Diputados.

Fallaron en su intención de eliminar, a medias, el fuero; y se vieron obligados a aplazar, ayer, la aprobación del dictamen sobre consulta popular y revocación de mandato.

Son reformas constitucionales que requieren de una mayoría calificada (dos tercios de los presentes), que los morenos no tienen y que no han conseguido aún.

* * *

Según el diputado del PAN, Ricardo Villarreal, el dictamen sobre Revocación de Mandato está diseñado al gusto del próximo Presidente de la República y su mayoría guinda.

Si le conviene al Presidente en el segundo año de su gobierno se convoca, pero si hay desgaste y riesgo de que lo pierda lo pueden evadir.

Lo que sí lograron los morenos, en su novatez como grupo mayoritario, fue cohesionar al PAN, PRI, PRD y MC.

Para acabarla de amolar, cinco diputados del PES votaron, en los general, contra la propuesta de sus aliados de Morena para eliminar el fuero.

A la cúpula parlamentaria guinda le faltó colmillo y le sobró soberbia. Es en lo que coinciden los opositores en San Lázaro.

Mario Delgado, coordinador de la bancada del presidente en San Lázaro, no supo avanzar hacia el consenso. Pudo haber decretado un receso y llamar a negociaciones para lograr la mayoría calificada. No lo hizo. Subió a la tribuna no para intentar conciliar, sino para “mentarnos la madre”, agrega el panista.

* * *

El diputado Pablo Gómez se ha convertido en un dolor de cabeza hasta para Morena. No propone, dicta. No admite observaciones. Descalifica. No suma, resta.

Se acumulan las quejas en la oposición por su desdén, sus provocaciones, sus ácidas ironías. Es un hombre de luces. No hay duda. Pero esa brillantez se ve opacada por la soberbia.

Legisladores del PAN, el PRI y el MC lo responsabilizan por la forma en la que terminó la sesión en la Comisión de Puntos Constitucionales donde se aprobó el dictamen sobre el fuero: con el retiro de los diputados del PRI y del PAN.

Villarreal nos dijo, además, que Pablo intentó que los temas electorales salieran de las “excepciones” que contiene el dictamen sobre la consulta popular.

Y es que hasta ahora no se pueden “consultar” los temas fiscales, energéticos y electorales.

“¿No será que quieren poner a consulta la reelección?”, preguntó Villarreal.

Pablo Gómez jura que Morena nunca haría eso. Horacio Duarte, quien ayer pidió licencia para incorporarse al gobierno de la 4ª Transformación, se le fue a la yugular al panista por andar preguntando eso. Las suspicacias que levantó la propuesta obligaron a la mayoría a dejar lo electoral entre las excepciones.

* * *

El caso de Paco Ignacio Tabo II, próximo director del Fondo de Cultura Económica, ilustra lo que ha sido una constante en Morena. Si las leyes no se acoplan a sus propuestas, las cambian.

Para dirigir el FCE es requisito ser mexicano. Paco es español.

El polémico escritor dijo ayer en la FIL que si el lunes no se ha eliminado esa condición en la Ley, su nombramiento se hará por edicto hasta que la norma se modifique.

Eso lo hizo explotar de júbilo e ilustrar su estado de ánimo con una muy comentada vulgaridad: “Sea como sea, se las metimos doblada camaradas”.

Lo mismito hicieron los morenos con los requisitos para ser titular del Servicio de Administración Tributaria.

Ya no será necesario haber desempeñado cargos de alto nivel decisorio, cuyo ejercicio requiera conocimientos y experiencia en las materias fiscal y aduanera, para acceder al cargo (Artículo 13, fracción II, de la Ley del SAT).

Dicen los opositores que es un “traje a la medida” para Rosalinda López Hernández, esposa del gobernador electo de Chiapas, Rutilio Escandón, y hermana del gobernador electo de Tabasco, Adán Augusto López Hernández.

La citada mujer es contadora y tiene maestría en auditorías económicas y financieras, pero carece de experiencia en las materias fiscal y aduanera.

* * *

El gobernador de Querétaro, Francisco Domínguez, recordó ayer en twitter lo que aquí hemos publicado en relación con el compromiso asumidos por AMLO con la Conago, en el sentido de que los “súper delegados” no se iban a meter en temas de licitaciones, ni de seguridad.

“Tenemos un acuerdo con el Presidente Electo y confiamos en su palabra. El funcionamiento de la Guardia Nacional no es un tema constitucional, sino de operatividad, bienestar y respeto a los estados. Que así sea”, escribió el panista.

* * *

Legisladores, autoridades, empresarios, trabajadores, usuarios y académicos que integran el Comité Nacional de los Foros “Diagnostiquemos la salud, propongamos una cura” dieron a conocer las propuestas que entregaran a AMLO.

Entre estas propuestas, recogidas en las 32 entidades del país, se encuentran:

La agrupación de capacidades públicas y privadas para un sistema integrado de salud; y la definición de presentaciones obligatorias para medicamentos en empaques primarios y secundarios.

Pero también la definición de un solo Cuadro Básico Nacional que incluya tanto medicamentos de innovación como genéricos; el impulso a la administración electrónica de expedientes clínicos y la integración de un Consejo Asesor de Expertos en Salud y Empresarios de Medicamentos y Servicios Médicos.

Los foros fueron convocados por la senadora Cora Cecilia Pineda con el apoyo, en la Ciudad de México, de Lizzete Clavel, vicepresidenta de la Comisión de Salud del Congreso de la CDMX

FIN.