Diputados y senadores del PRI, PAN y PRD criticaron las cartas de entendimiento entre Andrés Manuel López Obrador, virtual presidente electo y el mandatario estadounidense, Donald Trump, donde ambos dicen ser iguales, tener similitudes y todo el poder para cambiar lo que se tenga que cambiar.

Coinciden en que López Obrador omite temas como el muro, las familias migrantes, las deportaciones, el tráfico de armas y el TLC en el aspecto migratorio, para atender sólo lo que le interesa a Trump.

Irán Moreno, secretario de Relaciones Internacionales del CEN del PRD, acusó que López Obrador pretende poner a nuestro país a disposición de Trump en vez de defender los intereses de nuestro país.

“La carta enviada por López Obrador a Trump evidencia un anticipado sometimiento hacia el presidente norteamericano, además de que denota que los intereses de la nación son distintos a los suyos y también muestra que la política exterior mexicana seguirá siendo la política exterior del presidente y no una política de Estado”, dijo.

En entrevista con El Financiero, señaló que en la carta, López Obrador “prácticamente le dice (a Trump) que México está dispuesto a atender sus temas y no los de México”.

Aseguró que “en el documento no aparecen nuestros temas, como el muro, el tráfico de armas, de drogas, las deportaciones de mexicanos, no está el tema de menores no acompañados, la separación de familias, no está la renegociación del TLCAN en el apartado migratorio para que mexicanos puedan acceder a visas de trabajo, en fin, sólo están en esa carta los temas que a Trump le interesan”.

Dijo que “es urgente establecer con claridad una política de Estado” pues “esta carta enviada a Trump es tanto como decirle aquí estamos a tus órdenes”.

El coordinador del PRD en la Cámara de Diputados, Jesús Zambrano, criticó que López Obrador “no sólo se vio blando ante Trump, prácticamente fue genuflexivo. La carta que le envió fue una degradación de la política exterior de México”, dijo.

“En su último párrafo le dice el pretendido gobernante de izquierda al gobernante de la extrema derecha, o ultraderecha, de Estados Unidos: usted y yo derrotamos al establishment, usted y yo nos parecemos porque sabemos cumplir lo que decimos”, advierte el perredista.

Angélica de la Peña, también del PRD, recriminó que en la carta de López Obrador al mandatario estadounidense, no se tocara el tema del muro ni el de los migrantes que fueron separados de sus hijos.

El panista Víctor Hermosillo, del PAN, integrante de la Comisión de Relaciones Exteriores América del Norte, afirmó que aunque es bueno el acercamiento, “López Obrador no puede estar haciendo acuerdos ni compromisos porque la Constitución se lo impide y por el otro lado, Donald Trump es impredecible, una vez relojes imitacion dice una cosa y otra vez dice otra, por lo que hay que esperar y trabajar por una relación seria”.

Diva Gastélum, del PRI, secretaria de la segunda Comisión de la Permanente, que incluye el área de Relaciones Exteriores y Defensa Nacional, resaltó el entendimiento de amigos que tuvieron, “el decirse iguales y hasta el relato donde López Obrador le explica a Trump todo lo que va a hacer ‘mira, voy a mover aquí, voy a jalar allá’, y termina: ‘tú y yo, parece, somos lo mismo, porque en la adversidad siempre nos salimos con la nuestra’. Ojalá todo sea para bien del país porque tenemos temas temas pendientes, uno grandototote como el de la migración y otro el TLC, con esos dos tenemos”.

Política exterior la abandonaron los otros: Morena
“Fueron PRI, PAN y PRD los que firmaron el Pacto por México, lo que implicó el abandono de la política exterior y el sometimiento a intereses extranjeros”, declaró Manuel Bartlett, coordinador del PT-Morena en el Senado, en respuesta a las críticas por la carta de López Obrador a Donald Trump.

Apuntó que el virtual presidente electo “sólo busca hoy la mejor manera de lograr acuerdos con el gobierno de Estados Unidos en beneficio de México , y lo hará siempre con dignidad”.

En su oportunidad el también senador de Morena, Benjamín Robles Montoya, rechazó que el virtual presidente electo esté asumiendo una actitud de sumisión frente al Donald Trump. “Ese activismo es lo que hubiésemos deseado del gobierno federal en funciones. Me parece que es muy oportuno”, dijo.