*Enfrenta el Judicial a los otros Poderes
*Niega su personal ganar lo que dice AMLO

Con el Poder Ejecutivo y el Legislativo en sus manos, más temprano que tarde se esperaba el enfrentamiento entre el presidente Andrés Manuel López Obrador y los integrantes del Poder Judicial que era, es y tendrá que ser, el único contrapeso que éste tendrá durante su gobierno, al que, como ya empezó a ocurrir, se le sumarán algunos gobernadores de las entidades federativas, con el de Jalisco, el emecista Enrique Alfaro, al frente.

La Ley Federal de Remuneraciones de los Servidores Públicos, aprobada por el Congreso de la Unión, impugnada por los grupos parlamentarios de oposición en el Senado, en medio de una lluvia de amparos de quienes rechazan la aplicación retroactiva de ésta, es hoy el primer diferendo entre los Tres Poderes de la Unión, con consecuencias impredecibles pero imaginables.

En ese diferendo intervino ayer el presidente de la Comisión Nacional de los Derechos Humanos, Luis Raúl González Pérez, al señalar ante el Ejecutivo Federal que el ajuste salarial deberá llevarse a cabo bajo parámetros que no vulneren, precaricen y debiliten a éstos y al servicio público y que “más allá de que utilicemos un discurso que nos polarice y divida, asumiendo la virtud o las vidas de una persona, en razón del tipo de cargo que desempeñe, empecemos a hablar de méritos, capacidades y profesionalismo”.

Primero a través de Twitter y después en un acto de protesta en la sede del Palacio de Justicia Federal en San Lázaro, así como en las de 30 estatales en los que participaron cerca de mil 500 juzgadores, con jueces y magistrados, la Suprema Corte desmintió que en el Poder Judicial haya quien gane más de 600 mil pesos al mes, como lo ha sostenido reiteradamente el presidente López Obrador y aseguró que eso puede ser comprobado en el Diario Oficial de la Federación en el que se publican los salarios que percibe el personal del mismo.

El magistrado Luis Vega Ramírez, presidente de la Asociación Nacional de Magistrados de Circuito y Jueces de Distrito del Poder Judicial Federal, declaró que el conflicto entre poderes por la Ley Federal de Remuneraciones no sólo implica la reducción salarial sino “una afrenta directa contra la independencia judicial”.

Calificó de “nada más falso”, que se mencionen cantidades excesivas, como la de que perciben más de 600 mii pesos al mes, “lo que no corresponde ni cercanamente a la realidad, para centralizar como foco de atención un mero asunto salarial”.

A esas acciones que agravan el enfrentamiento entre el Poder Ejecutivo y el Judicial, se sumaron los líderes de las bancadas de Morena en las Cámaras de Diputados, Mario Delgado, y de Senadores, Ricardo Monreal, quienes insistieron que el ajuste salarial que ambos propusieron y fueron aprobados por el pleno en ambas, tendrá que aplicarse a pesar de que su puesta en marcha fue frenada por órdenes del ministro de la Corte, Alberto Pérez Dayán, lo que anticipa lo que ocurrirá en días venideros, a pesar de que el presidente López Obrador insiste en que acatará lo que resuelva el alto tribunal de justicia.

DE ESTO Y DE AQUELLO…

>>ANTE la andanada que el presidente de la República Andrés Manuel López Obrador y dirigentes y legisladores de su partido comenzaron a lanzar contra los magistrados del Tribunal Electoral del Poder Judicial de la Federación por avalar la elección de gobernador de Puebla y ratificar el triunfo de la panista Martha Érika Alonso, la respuesta ha sido inmediata.

>>JANINE Otálora Malassis, magistrada presidenta del máximo organismo electoral del país rechazó rotundamente que esa decisión haya sido “antidemocrática y equivocada”, como lo declarara el Ejecutivo Federal, quien desde que era candidato le ofreció la gubernatura poblana al senador con licencia, Luis Miguel Barbosa, que fue postulado por Morena.

>>EXPLICÓ que no hubo elementos suficientes en el expediente que los llevara a anular la elección como lo exigiera el derrotado ex candidato morenistas, quien no obstante que sabe que las resoluciones del Tribunal son inapelables e inatacables, ahora sale con que “va a recurrir a organismos internacionales en defensa de derechos humanos”, porque no acepta, como desde la noche del 1 de julio, su derrota.

>>SU amigo, jefe y Presidente de la República, tras expresar su inconformidad por el fallo del TEPJF, declaró no obstante que lo acata y declaró que trabajará de acuerdo con la nueva mandataria poblana que asumirá su cargo el próximo viernes y quien ha reiterado su ofrecimiento de hacerlo con el tabasqueño.

>>LA magistrada presidenta del Tribunal rechazó que en la decisión de la elección de gobernador de Puebla haya habido algún hecho de corrupción, como lo ha insinuado Barbosa, y recordó que ese organismo ha tenido otras decisiones controvertidas, como la de Coahuila; el fideicomiso de Morena de ayuda a damnificados por los sismos o el caso de “El Bronco”.

>>DIJO que “ninguna de ellas pudo ser tachada de corrupta porque todas fueron tomadas con base a nuestro criterio jurídico y a lo que había en el expediente”, tal y como sucedió en el caso de la elección de la nueva mandataria poblana, a la que los morenistas, de arriba a abajo, no le perdonan que vaya a desempeñar el mismo cargo que tuvo su esposo, el hoy senador panista Rafael Moreno Valle.

>>SI alguien sabe bien a bien cuánto ganan realmente los ministros de la Suprema Corte de Justicia porque ella lo fue, es la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, quien le haría un gran favor a su jefe, el presidente López Obrador, para evitar que insista en lo que ya fue desmentido por ellos mismos, magistrados y jueces.

>>CON que diga cuánto ganaba antes de dejar su sitio en el alto tribunal, sería suficiente para que en el enfrentamiento que ha emprendido contra sus ex colegas al menos cuente con información correcta y no con la que le proporcionan quienes no le informan debidamente acerca de ese espinoso tema.

>>EL rector de la UNAM, Enrique Graue, vuelve a enfrentar la embestida de los que desde las sombras del interior y exterior de esa institución, buscan volver a desatar la violencia para crearle conflictos, como ayer sucedió con el frustrado intento de tomar la Torre de Rectoría, igual que hace unos meses lo hicieron con el ataque de porros a estudiantes del CCH Azcapotzalco.

>>CASI una treintena de ellos fue detenida y consignada penalmente, lo que parece entrar a una nueva etapa de violencia en el campus, a la que no parecen ajenos los que de tiempo atrás buscan propiciarle problemas a la máxima casa de estudios del país con la pretensión de obligar al rector a que renuncie.

>>PRIMER “round” sostuvieron la nueva secretaria de Economía, Graciela Márquez y los dirigentes de la Confederación de Cámaras industriales que preside Francisco Cervantes Díaz, quienes le plantearon sus preocupaciones sobre diversos temas, incluidos los aranceles que el gobierno de Estados Unidos impuso al acero y aluminio, la operación aduanera y el transporte en sus distintas modalidades.